lunes, 10 de julio de 2017

Condena Moral Y Legal, Una Por Convenciones Escritas, La Conductual Es Vergonzosa


POLANCO ANIBAL
Una Condena Moral se produce por el descaro conductual que conduce al acto deshonesto y los desaciertos bochornosos que marchitan la honradez personal de los humanos , la condena Penal se produce por la Imprudencia Criminal, violación de Normas de Derechos y Principios Jurídicos, es una condena difícil en los sectores poderosos , la condena moral es conductual y Vergonzosa, condenable en todo caso, la Moral es sinónimo de Costumbre y de las reglas de conductas que envuelven la conciencia humana, es una virtud que tiene como fundamento la luz de la  razón y la limpieza espiritual de hombres y Mujeres. La condena legal se sustenta en el derecho penal, para prevenir, delinear y condenar las infracciones, su fundamento jurídico y social son por convenciones de los hombres en busca de la convivencia que socializa.

La Condena Moral se impone por la conciencia, por costumbre y reglas de conductas que son sinónimo de virtudes inherentes a la esencia humana y la pureza espiritual y divina que conforman la razón y los valores humanos como moderadores de reglas conductuales que preserven las corduras y las costumbres de las sociedades, la insaciabilidad, la codicia, la altivez, la deshonra y deshonestidad de muchos hombres y Mujeres, se convierte en los más bajo, despreciable e inservible de la creación humana con sus actos inmorales, un ser humano sin moral, se iguala a un objeto sin razón y sin alma, su desfachatez conductual lo desvalora y desnaturaliza de su condición humana.


La Conciencia habla más duro que la lengua, un hombre inmoral aunque no se le condene penalmente, por sí mismo vive condenado, los sentimientos de culpas que le provoca el alma, no le permiten el sosiego interno, un principio bíblico que establece el libro de Miqueas en su Capítulo 6 versos 11, presenta una interrogante acerca de la moral y dice, ¿Puedo ser Moralmente limpio, con Balanza inicuas y con una Bolsa de pesas de piedras engañosas? en la formulación de la interrogante se presenta un juego de consecuencias nocivas y dañosa moralmente, con la que se chocaría rudamente si se pretende contestarla positivamente, balanzas inicuas y bolsas de pesas de pierdas engañosas significan, una codicia insaciable por el dinero mal habido y se condensa una conducta de altivez y la suciesa moral como base de sentimientos y de imprudencia que es condenada moralmente.

La Condena moral que sus postulados divinos ofrecen una exhortación de abstinencia en distintas situaciones o circunstancias de conductas, tiende motivar la importancia mediática que manipula las masas sociales para que el bum se produzca, los titulares en los medios de prensas se convierten en el patrón manipulante y contagia las gentes, el pueblo logra conocer la magnitud de cada casos y el daño moral se socializa, los intereses colectivos que son patrimonios de todos se afectan, la prensa sabe usar el sensacionalismo motivante de las gentes y en poco todo se conoce, los titulares mediáticos se tornan frecuentes, informan de las investigaciones del crimen en cada caso que muchas veces se quedan en la formulación de expedientes pero nada concreto.

Ese es el factor que conduce una condena moral a socializarse, y aunque la condena penal no se realice penalmente, aunque los jueces absuelvan los acusados por motivos de las influencias políticas, alegando malas instrumentación de los expedientes y violación del debido proceso de ley siendo falso, el pueblo que conoce de todo eso por los detalles de la prensa, condena moralmente los que se acusan, socializando la condena moral que se torna vergonzosa aunque no sea condenada penalmente, muchos son los ejemplos que en nuestro país se practican a diario por nuestra denominada justicia, que mas que justa es injusta y dependiente del poder gobernante y del económico.  

La Condena penal en esos sectores se ha hecho difícil y será la excepción jamás la regla, siendo lo justo para que la equidad prevalezca entre pobres y los poderosos cuando el crimen se produzca sin importar circunstancias fácticas en los sectores gobernantes que son quienes administran los fondos públicos, son éstos los que más deben transparencias publicas y donde la inmoralidad debe estar ausente, y de no ser así condenada moral y penalmente, siendo la condena moral que el pueblo produce, y que en los sectores de poder políticos y económicos es la que prevalece.

Según los mandatos de las enseñanzas bíblicas, la moral es base de pulcritud y honra para todo hombre y Mujer que habita la tierra, hagámoslo a semejanza nuestra, plantea el principio en el libro Génesis, cap. 6 verso 12 siendo así que el hombre debe una actuación conductual que honre esos mandatos y desde esos antiguos preceptos divinos, se inicio el evangelio del Cristianismo, viendo que el libro de los Romanos en su capítulo 12, versículo 10, indica “ En cuanto a mostrarse honra unos a otros, lleven la delantera”  es el principio que nuestros administradores públicos, no han puesto en práctica y de ahí el irrespeto que lo conduce al crimen sin una condena penal que merecen, siendo ésta condena muy difícil en los sectores de poder político y económico, prevaleciendo la condena moral que se torna como vergonzosa.

0 comentarios :

Publicar un comentario